NUESTRO OBJETIVO

En las escuelas de fútbol buscamos desarrollar al completo las capacidades y las habilidades de los jugadores, a través de la formación tratamos de mejorar ciertas cualidades como la voluntad, el esfuerzo o la solidaridad, aspectos básicos en los deportes de equipo.

NUESTRA METODOLOGÍA

La metodología en el fútbol base es una parte decisiva para la mejora de la educación en los jóvenes futbolistas a través de la formación. Debemos encargarnos de enseñar y trasmitir no solo conocimientos en materia de fútbol, sino también aquellos aspectos relacionados con la motricidad del jugador, principios tácticos comunes a otros deportes, al propio fútbol, así como también valores morales y sociales.

“No es lo mismo enseñar que entrenar”. Es de suma importancia comprender la función educativa de todos los actores del contexto deportivo desde directivos hasta entrenadores y padres. Los entrenadores más importantes son los que conforman el fútbol base para la formación integral, física, técnica, táctica y psicológica de los futbolistas jóvenes. Para ello, es importante, no focalizar el trabajo de manera prioritaria en los resultados deportivos.

En las escuelas de fútbol debemos elegir bien a los entrenadores y a la vez darles libertad en función de las necesidades del jugador para mejorar, no del equipo para sacar un determinado resultado. Entrenadores como educadores-formadores, felices por el proceso, no por la victoria y para ello debemos preocuparnos incluso, hasta por el entorno del futbolista, por ejemplo, sus estudios y dependiendo de cómo vayan, felicitarles o prestarles nuestra ayuda.

El entrenador es el mejor valor de una escuela de fútbol y como tal, debemos ayudarles a mejorar y a seguir formándose y para ello, la comunicación es la mejor forma de crear relaciones.

¿CÓMO ELEGIR LA MEJOR ESCUELA DE FÚTBOL PARA NUESTRO HIJO?

Los padres tienen la difícil misión de acertar en la elección respecto a la escuela de fútbol en la que inscribir a sus hijos, ¿qué aspectos podrían valorar?, ¿qué debería tener más peso en su balanza?, ¿qué deben sopesar detenidamente?

En primer lugar, es importante conocer el proyecto deportivo y la filosofía de trabajo de cada escuela.

  • ¿Resultados o formación?
  • ¿Preocupación global por el niño?
  • ¿Juegan todos o hay selección?
  • ¿Hay mejora progresiva de los futbolistas?

En segundo lugar, la formación deportiva exige tiempo y el resultado no debe ser nunca una prioridad. En el trabajo de cantera el resultado no se ve desde el primer momento, para ello hay que completar un proceso de formación.

El tercer aspecto clave, es la calidad de los entrenadores que pueda tener cada escuela de fútbol. Entrenadores formados y con interés por seguir aprendiendo, modelo de comportamiento dentro y fuera del campo.

Debemos fomentar la creatividad.

Y, por último, las aptitudes que pueden adquirir los niños con la práctica de un deporte como es el fútbol. El aprendizaje de valores individuales y colectivos, como el trabajo en equipo, socialización, compatibilizar los estudios y el deporte enseñando a organizar el tiempo y desarrollar la fortaleza psicológica.

Los futbolistas saldrán beneficiados cuando se impliquen en su formación todos los agentes implicados en el fútbol, desde la propia escuela a los entrenadores y padres. Lo más importante es no perder nunca de vista la diversión de jugar a fútbol desde el propio juego.

 

Visita nuestra tienda Adidas